Pasta hojaldre

    Pasta hojaldre

    1cocinero la guardó
    15min


    1 persona hizo esta receta

    Aprende cómo hacer pasta hojaldre para preparar tartas dulces y salados con solo cuatro ingredientes y estas instrucciones bien explicadas. Esta receta rinde lo suficiente para preparar una tarta de 25 centímetros de diámetro.

    Yema Jalisco,México

    Ingredientes
    Rinde: 325 gramos

    • 1 taza (125 gramos) de harina de trigo, fría
    • 140 gramos de mantequilla sin sal de la mejor calidad, fría y en cubos
    • 1/4 cucharadita de sal
    • 1/4 taza (60 mililitros) de agua bien fría

    Agregar a mi lista de compras
    Una lista de compras para imprimir, guardar en tu teléfono o enviar por correo.
    Ver lista de compras

    Modo de preparación
    Preparación: 15min  ›  Listo en:15min 

    1. Coloca la harina mantequilla y sal en un tazón mediano. Integra la mantequilla en la harina con ayuda de dos cuchillos o un tenedor, hasta tener una consistencia arenosa uniforme. Voltea sobre una superficie limpia y, de preferencia, fría.
    2. Forma un pozo en el centro de la masa arenosa y agrega el agua fría. Empieza a integrar la masa en el agua, trayéndola de afuera hacia adentro con ayuda de una raspa o cuchara de madera, hasta formar una masa. (Aún podrás ver trozos de mantequilla... no es necesario que la trabajes de más).
    3. Enharina ligeramente una superficie de trabajo y un rodillo. Extiende la masa en dirección opuesta a ti (no hacia los lados), hasta tener un rectángulo de aproximadamente 25 centímetros de largo. Espolvorea con harina tanto la superficie de trabajo como la superficie de la masa para evitar que se pegue mientras la trabajas. Toma una brocha de cocina y elimina el exceso de harina en la superficie.
    4. Dobla los extremos inferior y superior de la masa como si fuera un sobre, de forma que los pliegues se sobrepongan entre sí, removiendo con la brocha el exceso de harina que la masa haya tomado de la superficie de trabajo (es importante evitar que quede demasiado harina atrapada cada vez que se dobla la masa).
    5. Rota la masa 90 grados y extiende de nuevo en dirección opuesta a ti, hasta tener una longitud de 25 centímetros. Dobla de nuevo los extremos como si fuera un sobre, sobreponiendo los dobleces entre sí.
    6. Rota la masa de nuevo, luego extiende y dobla. Rota de nuevo, extiende y dobla. Habrás completado el procedimiento 4 veces. A este momento puedes dejar de rotar, extender y doblar, pero si lo deseas (y si tu cocina está lo suficientemente fresca), puedes repetir el procedimiento de 1 a 3 veces más. Cada vez los rectángulos de masa te saldrán más uniformes.
    7. Después de doblar por última vez presiona ligeramente con el rodillo los lados y la superficie de la masa a fin de darle una forma cuadrada. Coloca la masa sobre un plato, tapa con plástico adherente o mete dentro de una bolsa de plástico; refrigera durante por lo menos 1 hora antes de usar.
    8. Dependiendo de lo frío que esté tu refrigerador, la masa podrá estar lista para extenderse y usarse tan pronto como la saques. Si se siente demasiado dura, deja que repose a temperatura ambiente durante 30 minutos antes de usar.

    Vistas recientemente

    Evaluaciones (0)

    Evalúa esta receta

    Dale una calificación con estrellas