Sopa sudamericana de carne y pimientos

    Sopa sudamericana de carne y pimientos

    5cocineros la guardaron
    55min


    Sé el primero en hacer esta receta

    Esta suculenta sopa, que es un plato principal, seguramente saciará hasta el más voraz de los apetitos. Los trozos de carne magra se cocinan lentamente en un caldo de tomate y pimiento rojo con especias, adornado con granos de elote y frijoles. Sírvela con tortillas calientes para completar la comida.

    Ingredientes
    Porciones: 4 

    • 50 g de chorizo, sin piel y en cubos
    • 500 g de carne magra de res para estofado, cortada en tiras de 1 cm
    • 2 latas de 400 g de tomates picados
    • 125 g de pimientos rojos asados, escurridos y en rebanadas delgadas
    • 2 tazas (500 ml) de agua
    • 400 g de frijoles (peruanos o bayos) de lata, escurridos y enjuagados
    • 2 tazas (350 g) de granos de elote congelados
    • 1 cdta. de orégano seco
    • 1 cdta. de páprika
    • 2 cdas. de perejil fresco, picado

    Agregar a mi lista de compras
    Una lista de compras para imprimir, guardar en tu teléfono o enviar por correo.
    Ver lista de compras

    Modo de preparación
    Preparación: 10min  ›  Cocción: 45min  ›  Listo en:55min 

    1. Fríe el chorizo en una cacerola gruesa o refractaria a fuego medio durante 5 minutos, hasta que suelte un poco de grasa y esté crujiente. Con una espumadera, pasa el chorizo a un tazón, pero conserva la grasa en la cacerola. Esto le dará sabor a la sopa, sin necesidad de añadir más aceite.
    2. Regresa la cacerola al fuego y añada la carne. Cocina, moviendo de vez en cuando, durante 10 minutos o hasta que se dore de manera uniforme.
    3. Vuelve a poner el chorizo en la cacerola junto con los tomates y su jugo, los pimientos y el agua. Calienta hasta que suelte el hervor, incorpora los frijoles, el elote, el orégano y la páprika. Baja la flama, tapa y deja hervir durante 30 minutos a fuego lento, hasta que la carne esté suave. Sazona al gusto y sirve con un poco de perejil fresco encima.

    TIPS

    • Esta sopa se puede preparar con un día de anticipación. Deja que se enfríe por completo y refrigérala que la necesites. Recaliéntela a fuego lento, rectifica la sazón y esparce perejil picado encima. * • En algunas tiendas gourmet y supermercados se pueden conseguir pimientos rojos asados. A menudo vienen en aceite, así que escúrrelos muy bien.

    OTRA IDEA

    • Para una sopa más ligera, sustituya la carne por la misma cantidad de muslos de pollo.

    Vistas recientemente

    Evaluaciones (0)

    Evalúa esta receta

    Dale una calificación con estrellas